Dichos y refranes

«Pos a ver de a como nos toca»; «no vayas a salir con que a Chuchita la bolsearon»; «a fuerza ni los zapatos entran»; «y a quién le dan pan que llore»… Muchas veces los decimos hasta sin darnos cuenta. Son dichos, decires del pueblo que se aplican constantemente a la conversación cotidiana. Bueno, al fin que «a la tercera va la vencida»; no, no, «a otro perro con ese hueso» y «ni modo, a lo hecho, pecho».

 

Ya sabemos que generalmente son metáforas, situaciones imaginarias que se aplican a hechos reales. Si me dicen que a Chuchita la bolsearon entiendo que no hay ninguna Jesusita que haya sido bolseada sino que lo que me quieren decir es que no vaya a salir con una excusa tonta tratando de justificar lo que hice o lo que no hice pero que debería haber hecho. El tipo que anda «a medios chiles» es el que anda borracho pero le faltan unas copitas para poder decir que anda «hasta el chongo», «hasta las chanclas» o simplemente «hasta la madre». Si algo está «a todo dar», «a todo meter», «a todo tren» o «a toda mecha» es que está requetebién o mejor digo, que «está a toda madre» o disimulando la expresión puedo decir «a toda máquina» para no ofender algunos castos oídos.

 

Hay todavía muchos dichos más que se dicen pero yo me voy antes que alguien me vaya a decir: «a volar, joven» aunque sepa que yo no puedo volar y se dé cuenta que mi juventud hace rato que pasó.

Acerca de Ricardo Espinosa

Dicen que soy «especialista en el uso de la lengua», ¡pues no me ande espiando! Tengo más de 20 libros publicados sobre el buen uso del lenguaje, pero también escribo de lo que me dé la gana. Todos los días publico «El pájaro madrugador» en mi blog y redes sociales.

Te puede interesar...

El Pájaro Madrugador — Luis Arcaraz

«Bonita, como aquellos juguetes que yo tuve en los días infantiles de ayer…» De la …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *